Camarera de discoteca en sesión de sexo anal amateur salvaje

sexo anal amateur

Fuí a buscar a Ana a la estación para que me llevara a la discoteca donde trabajaba y por el camino, hablando de todo un poco, me comentó textualmente: me encanta que ME PEGUEN, ME SODOMIZEN, ME ATEN y QUE ME QUEMEN CON CERA DE VELAS. Puedo decir que según acabó de explicarme sus gustos sexuales, yo ya iba empalmado (y mira que ya hay kilómetros recorridos). Y si, ella es Ana Ribera, nuestro descubrimiento, la camarera de discoteca que denunció a su encargado y que hoy nos demuestra SUS ORGASMOS ANALES (SÓLO SI LA DAN MUY FUERTE) momento en el que entra en un verdadero Nirvana que le hace poner los ojos en blanco. Ella es posiblemente una de las tías más cerdas de cuantas hemos descubierto, y es que podemos decir bien alto que ANA RIBERA ES NINFÓMANA.